fbpx
calentura labial causas y tratamiento

Calenturas labiales: causas y tratamiento

Las calenturas labiales, también conocidas como herpes labiales, son una afección frecuente que afecta a muchas personas en todo el mundo. Pueden ser dolorosas y antiestéticas, y causar molestias y vergüenza. 

¿Qué son las Calenturas labiales?

Las calenturas, más conocidas como fiebres labiales, son una infección vírica frecuente, que afecta a millones de personas en todo el mundo.

Caracterizadas por pequeñas protuberancias rojas en y alrededor de los labios, estas erupciones pueden ser bastante dolorosas e irritantes.

¿Qué es exactamente la fiebre labial? Es una enfermedad contagiosa causada por el virus del herpes simple (VHS) que se propaga por contacto estrecho con un individuo infectado. El virus puede permanecer latente en el organismo durante años antes de resurgir en forma de fiebre labial.

Aftas Bucales: Estas llagas pueden identificarse fácilmente por su aspecto. Generalmente, empiezan como pequeñas protuberancias rojas alrededor de la boca, que acaban transformándose en grupos de ampollas llenas de líquido.

Estas ampollas pueden ser bastante molestas y causar picor o ardor. En algunos casos, las calenturas labiales vienen acompañadas de síntomas adicionales, como fiebre, dolor de cabeza e inflamación de los ganglios linfáticos.

Aunque pueden ser bastante molestas, las fiebres labiales no suelen ser graves y suelen curarse solas en un par de semanas.

Síntomas de las calenturas labiales

La fiebre labial puede provocar una serie de síntomas angustiosos. Lo característico de esta afección es la aparición de pequeñas ampollas alrededor de la región oral, que pueden ser dolorosas, picar e incluso hincharse. Estas lesiones pueden supurar o formar una costra.

Otros signos de calenturas labiales pueden ser sensación de hormigueo o quemazón alrededor de los labios, fiebre y síntomas parecidos a los de la gripe. Si experimentas alguno de ellos, se aconseja buscar atención médica inmediatamente.

La sequedad y agrietamiento de los labios es otro signo revelador de la Fiebre Labial. Esto puede ser incómodo y doloroso, y también puede aumentar el riesgo de infección.

En algunos casos, los labios pueden hincharse e inflamarse, e incluso sangrar o desarrollar úlceras.

Es esencial abstenerse de tocar o pinchar la zona afectada, ya que esto puede agravar la afección y aumentar las probabilidades de que se propague la infección.

En lugar de ello, acude al médico y sigue el tratamiento recomendado para aliviar los síntomas y evitar otras complicaciones.

calenturas labiales

¿Qué causas tienen esta infección?

Las calenturas, también llamadas fiebres labiales, son una infección vírica frecuente causada por el virus del herpes simple.

Generalmente, el virus entra en el cuerpo a través de un corte o rasguño en la piel y luego permanece inactivo hasta que un estímulo como el estrés, los cambios hormonales o un sistema inmunitario debilitado desencadena el virus.

Cuando se desencadena, da lugar a la formación de ampollas diminutas y dolorosas en los labios o alrededor de ellos.

Aunque el virus no se puede curar, existen varios tratamientos para ayudar a controlar los síntomas de las fiebres labiales.

El virus del herpes simple es una fuente importante de fiebres labiales y es muy contagioso, ya que se propaga fácilmente a través del contacto estrecho con un individuo infectado.

Además, otros desencadenantes de un brote de fiebres labiales son la tensión, la enfermedad, los cambios hormonales y la exposición a temperaturas frías o a la luz solar.

Es esencial ser consciente de que no todas las personas expuestas al virus del herpes simple desarrollarán fiebre labial, y algunas pueden no experimentar ningún síntoma.

Para diagnosticar una fiebre labial, un profesional sanitario suele inspeccionar la región afectada, así como examinar el historial médico del paciente y los síntomas que pueda tener.

En algunos casos, se realiza un cultivo vírico o un análisis de sangre para confirmar la presencia del virus del herpes simple.

Si sufres brotes recurrentes de fiebres labiales, es esencial que busques atención médica, ya que puede ser un indicio de un sistema inmunitario debilitado u otro problema médico subyacente.

Celentura labial: Diagnóstico

A la hora de diagnosticar una fiebre labial, es esencial evaluar tanto los signos físicos como los antecedentes médicos. Normalmente, la fiebre labial se presenta como un grupo de pequeñas ampollas llenas de líquido alrededor de la boca.

Estas ampollas pueden ser sensibles o picar y pueden tardar varios días en curarse. Además, puede haber fiebre o inflamación de los ganglios linfáticos.

Sin embargo, no todos los casos de fiebre labial presentarán estos síntomas, por lo que es esencial comentar cualquier preocupación con un profesional sanitario para decidir el tratamiento adecuado.

Otro factor a tener en cuenta al diagnosticar una fiebre labial es la posibilidad de recurrencia. Si un paciente ha experimentado fiebres labiales con anterioridad, esto puede sugerir que es más propenso a futuros brotes.

Además, un antecedente de herpes labial o genital también puede aumentar la probabilidad de desarrollar una fiebre labial.

Teniendo en cuenta el historial médico del paciente y cualquier episodio anterior, los profesionales sanitarios pueden crear un diagnóstico de tipo sencillo y un plan de tratamiento adaptado a las necesidades del individuo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio
Call Now ButtonLLAMA YA