fbpx
Implantes dentales

¿Cuáles son los problemas más comunes de los implantes dentales?

Cuando se trata de cuidar los dientes, es fundamental encontrar el mejor tratamiento que se adapte a sus necesidades. Si eres una persona que ha perdido algún diente, sabrás que hay una amplia gama de opciones, y el procedimiento de implantes dentales es uno de los más eficaces para el mantenimiento a largo plazo. Sin embargo, podemos encontrar algunos problemas a corto y largo plazo.

Problemas de los implantes dentales a corto plazo

Problemas de infección o cicatrización

Aunque la instalación de un implante dental es un procedimiento quirúrgico, y aunque la boca contiene una gran cantidad de bacterias, si un dentista toma las precauciones adecuadas y realiza el procedimiento en condiciones estériles, el riesgo de infección es bajo. Como prevención adicional contra la infección, a veces se prescriben antibióticos a los pacientes. El dolor o las molestias suelen ser mínimos y duran entre uno y cuatro días.

Aunque las infecciones de los implantes dentales son extremadamente raras, no son inauditas. Esto puede ocurrir si otra zona de la boca se infecta y se extiende a la zona que alberga el implante dental, o si tiene un problema existente. En cualquier caso, debe ponerse en contacto con su dentista de inmediato para detectar el problema a tiempo y evitar la necesidad de otro procedimiento.

Condición médica preexistente

Hay mucho que considerar cuando se trata de implantes dentales. Uno de los aspectos esenciales que hay que tener en cuenta es si tienes alguna condición médica o enfermedad que pueda afectar al éxito de tu implante. Por ello, es fundamental que se someta a un examen médico antes de seguir adelante con el procedimiento de los implantes dentales.

Afecciones como el cáncer, la diabetes, la enfermedad persistente de las encías y los maxilares irradiados, así como el alcoholismo, el tabaquismo, la medicación y otras dolencias diversas, tienen el potencial de causar problemas con los implantes dentales. Aunque esto no significa necesariamente que no pueda tenerlos, podría ser más difícil que el implante se ancle en el hueso o que tarde más en cicatrizar. Tu dentista debe conocer (o hacer conocer) tu historial médico y decidir si eres o no un candidato adecuado para los implantes dentales.

Mala técnica quirúrgica

Si has decidido ponerte implantes dentales -o cualquier otra cirugía, de hecho- es fundamental que investigues y encuentres un cirujano de confianza y de alta calidad. Un cirujano dental experto tendrá un conocimiento profundo del proceso de osteointegración (anclaje de los implantes dentales al hueso de la mandíbula), así como las habilidades quirúrgicas para garantizar que el procedimiento de implante dental se realiza de forma segura y correcta.

Si este no es el caso, y su dentista carece de la habilidad y / o conocimientos para llevar a cabo un procedimiento de implantes dentales de una manera eficiente y correcta, se corre el riesgo de infección o complicaciones más adelante.

Implante dental

No seguir los consejos de su dentista

El proceso de curación es muy importante para el éxito de su implante dental. No sólo previene la infección u otras complicaciones, sino que también asegura que el implante se ancla correctamente con el hueso y no se suelta. Tras el procedimiento de los implantes dentales, se le proporcionarán los consejos y la orientación necesarios para asegurarse de que cicatriza correctamente.

Mala higiene bucal

Ya tienes tus implantes dentales y, tras seguir los consejos de tu dentista, se han curado perfectamente sin complicaciones. Ahora viene la parte más importante de todas. Una buena práctica de higiene oral es esencial para mantener tus nuevos dientes e implantes. Aunque los implantes dentales no son tan propensos a los problemas que presentan los dientes naturales, como las fracturas y las caries, esto no significa que sean invencibles. Necesitan el mismo nivel de mantenimiento para mantenerse en condiciones óptimas.

Descuidar las buenas prácticas de higiene bucal tendrá un grave impacto en la resistencia general de tus dientes, así como en la salud de tus encías. La acumulación de placa bacteriana o de alimentos puede provocar infecciones, inflamación de las encías o incluso la pérdida del implante. Evitar estos problemas es muy sencillo: cepillarse los dientes, utilizar el hilo dental y acudir a las revisiones periódicas del dentista.

Planificación ineficaz del tratamiento/colocación incorrecta

Otro problema a largo plazo se da en algunos casos en los que los implantes están en una ubicación o ángulo incorrecto, o la estética del diente impide que funcione correctamente. El cirujano dental que le coloque los implantes debe conocer el tipo de dientes que finalmente tendrá. Esto determinará la zona exacta, la cantidad y el ángulo en el que deben colocarse los implantes.

Demasiada fuerza sobre el hueso de la mandíbula

A pesar de que un implante dental es un metal anclado en el hueso, y por lo tanto proporciona una base sólida, esto no significa que sea indestructible. Demasiado esfuerzo o tensión sobre un implante puede conducir a la pérdida de hueso, lo que puede crear bolsas en la encía. Esto no sólo afloja el implante y corre el riesgo de perderlo, sino que cualquier acumulación de alimentos o bacterias en una bolsa puede provocar una infección o una inflamación.

Contacta con nosotros si tienes cualquier duda, en Doctor Toledo disponemos de los mejores especialistas. Llama e infórmate sin compromiso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba