fbpx
Consejos para que tus hijos pierdan el miedo al dentista

Consejos para que tus hijos pierdan el miedo al dentista

Es normal que en la infancia los niños tengan miedo al dentista, ya que no entienden por qué tienen que someterse a un tratamiento tan poco apetecible, en la que tienen que quedarse quietos mientras unos desconocidos utilizan herramientas para tratar su boca.

A esto hay que sumarle a que en la consulta hay muchos sonidos inusuales, luces y otros estímulos desconocidos que pueden asustarle.

Este miedo es normal en la mayoría de los niños.

Sin embargo, es fundamental atajarlo a una edad temprana, ya que sino pueden desarrollar fobia dental. Según las estadísticas, entre el 9 y el 20% de niños con esta patología se saltan sus citas con el dentista.

Si ya es el caso de tu hijo, o quieres prepararte de antemano, en este artículo te enseñamos algunos consejos a tener en cuenta.

Consejos para ayudar a tus hijos a superar el miedo al dentista

Visita al dentista con suficiente antelación


Acudir al dentista a una edad temprana ayudará a tu hijo a solventar cualquier problema de caries y a prevenir problemas futuros

Es importante exponerlo a las limpiezas dentales con la suficiente antelación para que se aclimate al entorno de la consulta. Si además lo visita de forma periódica, empezará a serle familiar y no le supondrá tanto rechazo.

Preséntaselo de una forma divertida

La mejor forma de aprender para un niño es jugando, por ello resulta útil hacer del cuidado de los dientes, un momento lo más lúdico posible.

Para ello prepárale actividades divertidas relacionadas con la higiene bucal. Se lo más creativo posible.

Sé positivo

Intenta utilizar un lenguaje positivo, que transmita al niño todos los beneficios de ir al dentista y de lo orgulloso que estarás de él después de hacerlo.

Por ello, aunque hay que ser sincero y claro con ellos, evita utilizar términos como dolor,  herida u otras palabras que evoquen sentimientos negativos. Incluso cuando el niño haga preguntas sobre el dentista, mantén tus respuestas simples y positivas.

El objetivo es que entienda que ir al dentista es un acto positivo para su salud y para estar más sano.

Elige bien la hora de la cita

Para que tu hijo esté con un estado de ánimo positivo antes de ir, es fundamental que haya descansado bien.

Si la cita es por la tarde, puede echar una pequeña siesta y comer algo antes de ir.

Estas precauciones aumentarán las posibilidades de que afronte la visita con más energía.

Llévatelos a tus citas

Los niños desde muy pequeños tienden a imitar todo lo que hacen los padres (tanto lo bueno como lo malo).

Por ello, cuando te toque ir al dentista, puedes llevarte a tu hijo para que vea desde fuera en qué consiste. Así es esencial, que muestres una actitud positiva, para contagiársela lo máximo posible.

Sé paciente

Como padre, es fundamental tener paciencia con tu hijo, sobre todo las primeras veces.

Lo más probable es que tenga rabietas, grite o llore durante la sesión dental, lo que puede llegar a ser frustrante.

Pero hay que mantener la calma y tratar de no perder los nervios porque eso puede agravar las ansiedades y los miedos del niño.

Si lo necesitas, puedes hacer una pausa de unos minutos y volver cuando estés más tranquilo.

Tu paciencia durante este tiempo demostrará al niño que no hay nada de lo qué preocuparse.

Coge a tu hijo de la mano si puedes y habla con palabras tranquilizadoras durante la cita; sin embargo, prepárate para hacerte a un lado si el dentista te lo pide.

Visita a los especialistas en odontología pediátrica

Dado que los consultorios odontológicos tradicionales están diseñados para clientes adultos, el entorno puede producirles miedo, especialmente con equipos tan grandes, paredes blancas y personas con mascarilla.  

En cambio, un consultorio de odontología pediátrica estará diseñado para satisfacer las necesidades de los niños, de ahí los colores brillantes, los equipos más pequeños y amigables.

La actitud de los padres en la primera cita del niño al dentista marcará su comportamiento en el futuro. Por ello, es imprescindible realizar esfuerzos en el que el niño se sienta seguro y tenga una actitud positiva hacia futuras visitas a la consulta.

En Doctor Toledo somos especialistas en salud bucodental.

Llámanos al 976 21 21 21 y uno de nuestros especialistas te atenderá encantado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio
Call Now ButtonLLAMA YA